Budapest en otoño

El otoño es, probablemente, la estación más bonita para viajar a Budapest. Si estás pensando en visitarnos pronto, te dejamos algunos consejos para tener un viaje perfecto.

  • ¿Qué traer?

A la hora de hacer la maleta, debemos tener en cuenta las condiciones climatológicas del lugar que visitamos. Aunque Budapest es una ciudad fría en invierno, en otoño las temperaturas todavía son moderadas y como mucho podemos encontrarnos con algo de lluvia algunos días. Generalmente, las máximas en noviembre se encuentran en torno a los 9º y las mínimas rara vez bajan de los 4º.

Un jersey y un anorak fino o una parka serán suficiente tanto para el día como para la noche aquincense. Guantes y bufanda pueden ser buenos aliados cuando cae el sol, a partir de las 16h. Además, no olvides meter en tu maleta un paraguas y calzado cómodo y resistente al agua, para poder seguir el ritmo de nuestros guías y recorrer las calles de esta hermosa ciudad.

Por lo demás, independientemente de la estación en la que nos visites, no olvides traer unas chanclas para probar los famosísimos baños termales de la capital húngara. No ocupan nada y puedes ahorrarte unos forintos, pero si te las olvidas ¡no pasa nada! En la mayoría de baños termales puedes comprar zapatillas y alquilar toallas por un precio bastante económico.

  • ¿Qué ver?

La ciudad de Budapest está llena de árboles que al llegar el otoño cubren con sus hojas las calles y avenidas. Es el caso, por ejemplo, de la Avenida Andrassy, patrimonio de la humanidad desde 2002 por la belleza de su estilo neorrenacentista. Con la llegada del otoño, los tilos tiñen de amarillo las aceras del emblemático bulevar que une la plaza Erzsébet, centro neurálgico de la ciudad, y Varosliget, un bonito parque ideal para visitar con niños que alberga el zoo de Budapest, el Balneario Széchenyi y el castillo de Vajdahunyad.

La avenida Andrassy cuenta con carril bici a lo largo de toda su extensión, por lo que es perfecta para una pequeña excursión hasta el parque. Si preferís otro medio de transporte, no podéis dejar de visitar la línea 1 de metro, la línea de metro más antigua de Europa continental. Si finalmente optáis por un paseo, en el primer tramo de la disfrutaréis de boutiques de moda más caras y lujosas de Budapest, además de multitud de restaurantes en la plaza Liszt Ferenc y la Ópera, actualmente bajo remodelación.

Por último, si viajas con niños y nos visitas este otoño, no dejes pasar la oportunidad de visitar Miniversum, una bonita representación en miniatura de lugares húngaros, austriacos y alemanes, abierta al público hasta el 1 de febrero de 2020.

  • ¿Qué hacer?

Por las todavía agradables temperaturas y la belleza de la estación, el otoño es el momento ideal para hacer algunas de las excursiones que la periferia de Budapest ofrece. A continuación, os presentamos tres opciones aptas para toda la familia.

En las inmediaciones de Buda, distrito XII, y todavía accesible con el transporte público de la ciudad (autobús 21 desde la plaza Széll Kálmán) se encuentra Normafa, un bonito parque que destaca por las increíbles vistas desde las colinas de Buda. En él encontrarás puestos de comida húngara donde probar el lángos, un pan frito acompañado de ajo, crema y queso, o rétes, un delicioso postre con variedad de rellenos dulces; un gran parque infantil con zonas de picnic y, por supuesto, diversas rutas de senderismo para disfrutar del aire fresco y la naturaleza. Una de las rutas más bonitas y accesibles te llevará a la torre Erzsébet-kilátó, un bonito mirador desde el que contemplar la bonita ciudad de Budapest.

Por otra parte, a 25 kilómetros de Budapest se encuentra el pequeño pueblo de Szentendre, una bonita localidad situada a orillas del Danubio perfecta para una excursión de un día recorriendo sus calles, tiendas, restaurantes y museos. Desde la plaza Batthyány, el HÉV5, cercanías húngaro, te llevará en menos de una hora y por aproximadamente un euro. Si lo prefieres, también puedes llegar en bicicleta, aprovechando el buen tiempo del que todavía disfrutamos en otoño, o en barco. El encanto del pueblo y sus habitantes garantiza un ambiente agradable en cualquier momento de la semana.

Ahora ya puedes planear tu visita perfecta a Budapest en esta bonita estación. ¡Y no olvides reservar tu free tour con nosotros!